Blog

Entrevista con Zev Siegl, Co-fundador de Starbucks

Aurum Speakers Series 01 – Entrevista con Zev Siegl, Co-fundador de Starbucks

En Aurum Speakers Bureau tenemos el gran placer y el honor de representar a algunas de las personas más extraordinarias del mundo y llevarlas por todo el planeta para inspirar a la audiencia de tu próximo evento. En esta nueva sección de nuestro blog, podrás conocerlos un poco más antes de contratarlos y de que den su conferencia. Bienvenido a Aurum Speakers Series.

Con cerca de 30,000 tiendas en 78 países; $ 25 mil millones en ingresos; y con casi 300,000 empleados en todo el mundo (datos de finales de 2018), Starbucks es un verdadero imperio global y una de las marcas más respetadas y memorables del mundo.

Si hubieran preguntado a uno de los co-fundadores originales – tres jóvenes amigos aspirantes a emprendedor y con poca o ninguna experiencia en la industria del café – si creían que esto podría suceder cuando abrieron la primera tienda en Seattle en 1971, con toda seguridad le hubieran dicho que simplemente era imposible…

Zev Siegl, speaker exclusivo de Aurum Speakers, es uno de esos tres cofundadores de lo que hoy en día es la compañía de café gourmet más grande del mundo. A Zev le apasiona el espíritu emprendedor y ha dedicado su vida a ayudar y capacitar a la próxima generación de empresarios y emprendedores de todo el mundo, ya que ha asesorado a más de 500 startups e inspirado a miles de personas a través de sus discursos y conferencias.

 

La entrevista:

Hablamos con Zev sobre el emprendimiento, marketing y la importancia de la marca, y sobre la elección de las personas clave para ser tus socios y empleados en tu empresa. Esto es lo que nos contó:

  1. Es difícil de imaginar, viendo el extraordinario éxito global de Starbucks hoy, pero el camino para emprender y hacer crecer la empresa no fue nada fácil. ¿Cuáles son las lecciones clave que aprendiste al fundar Starbucks que estás tratando de enseñar a los empresarios de todo el mundo?

Hay tres lecciones clave:

1. Una buena idea de negocio no ignora el entorno competitivo.

2. El equipo fundador importa mucho.

3. Una previsión financiera de calidad vale más que el Plan de Negocio escrito.

Estas son las tres lecciones difíciles que aprendí al trabajar con cientos de clientes nuevos y también de mi etapa como cofundador de Starbucks.

  1. En tus charlas siempre mencionas que un punto de inflexión para Starbucks fue cuando Alfred Peet, quien en la época ya estaba administrando una exitosa empresa de café en California antes de que naciera Starbucks, se convirtió en tu mentor.¿Cómo medirías la importancia que puede tener para los empresarios encontrar a un buen mentor? ¿Recomiendas que busquen uno?

Un buen mentor permite que un buen empresario tenga éxito, que es lo que Alfred Peet hizo para los tres fundadores de Starbucks. Sugiero que las nuevas empresas identifiquen a alguien que ya ha estado donde les gustaría llevar a su empresa y le pidan que se reúna con ellos una vez al mes. Para sorpresa de muchos, la mayoría de los empresarios exitosos dirán que sí. Y esto puede ser un punto de inflexión muy importante, gracias al amplio conocimiento y experiencia del mentor en su sector.

  1. Uno de los errores más comunes que cometen los emprendedores, que causa el fracaso de muchas startups, es no darse cuenta de que no tienen todas las respuestas y de que necesitan socios y empleados con un conjunto de habilidades diferentes al suyo. ¿Qué aportación única tenía cada cofundador a Starbucks que los otros no tenían? ¿Cómo eligieron a los primeros empleados para contratar?

Los tres fundadores tenían habilidades muy diferentes, lo que fue un gran beneficio para la compañía durante su primera década. Yo era el «hombre startup» experimentado, fui quién encontró y consiguió a nuestro mentor, alquilé nuestras primeras ubicaciones, gestioné nuestras operaciones minoristas e hice I + D para varias empresas nuevas internas. Gordon Bowker posicionó a la compañía en el mercado de Seattle y también administró nuestra publicidad y promoción. Y Jerry Baldwin se convirtió en el líder de la compañía y su CFO.

Luego, cuando contratábamos a nuestros primeros gerentes, buscábamos personas con habilidades que ninguno de los tres no teníamos. Fuimos afortunados al encontrar una persona destacada para administrar las ventas y a otra para dirigir nuestras operaciones de tostado de café. Gracias a ellos logramos crecer. También pudimos contratar destacados gerentes de tiendas que fueron muy importantes. Por suerte, el negocio del café es emocionante y atrae a gente maravillosa.

Pero la clave es que queríamos crecer. Nuestro equipo de liderazgo de tres fundadores muy diferentes estaba funcionando muy bien, por lo que decidimos aplicar esa misma idea a la contratación. Buscamos personas con habilidades complementarias que añadieran valor al equipo. Como resultado, Starbucks consiguió poco a poco dominar el mercado de Seattle durante un período de diez años.

  1. En el mundo actual de las redes sociales, la información constante y la reducción de la capacidad de atención, las compañías están sufriendo para diferenciarse de sus competidores y para crear clientes leales a su marca. ¿Cómo pudo crear una marca tan memorable y fácilmente reconocible que desde sus inicios ha adquirido millones de clientes leales por todo el mundo todos los días?

Starbucks se diferenció del resto de empresas des de su fundación. Nuestro café era excepcional. Nuestras tiendas eran encantadoras. Nuestros empleados eran gente extrovertida y genuinamente amigable. Nuestro logo y nuestro diseño gráfico eran excepcionalmente buenos para ser solo una startup. La gente en Seattle hablaba mucho de «esa nueva tienda de café» y muchos de ellos se convirtieron en clientes. No compraron una sola vez; la retención de clientes fue muy alta.

Centrarse en la marca fue importante cuando empezamos a Starbucks, pero es mucho más relevante hoy en día. Ese es uno de los temas clave que abordo en mis charlas mientras trato de ayudar a los empresarios de todo el mundo a hacer crecer sus negocios. Si no se consigue que su startup sea capaz de retener clientes y fidelizarlos a la marca, las posibilidades de fallar serán mucho mayores.

  1. Después de vender sus acciones de fundador de Starbucks, se convirtió en un emprendedor en serie, y luego fue asesor / mentor de más de 500 startups y pymes, lo que le ha brindado mucha experiencia e información sobre los problemas que enfrentan los empresarios en la actualidad. Cada caso es único, pero si tuviera que resumir los mayores desafíos y oportunidades para los empresarios en la actualidad, ¿cuáles serían?

¡Buena pregunta! Ciertamente, uno de los mayores desafíos para los emprendedores es conocer sus propias limitaciones y hacer algo al respecto, como contratar a personas con las habilidades que les faltan y encontrar un mentor que pueda ayudarlos a crecer. No hay ningún problema en admitir ser imperfecto. Todos somos imperfectos, yo incluido. Lo que no está bien es evitar hacer algo al respecto. ¡Hay que tomar acción!

Si está interesado en contratar a Zev Siegl para su próximo evento, comuníquese hoy mismo con Aurum Speakers Bureau.